La serie ST-730 está diseñada para monitorear la turbidez de rango medio en diversas aplicaciones. Es sensor es más robusto y tolerante a las incrustaciones, partículas suspendidas y burbujas de aire en comparación con otros medidores de turbidez en línea diseñados para aplicaciones de agua relativamente limpias. El sensor de turbidez mide dos densidades ópticas y dos intensidades de dispersión en dos longitudes de onda. Esto ayuda a medir un amplio rango de turbidez y, a la vez, a mantener una buena resolución. Este diseño también ayuda al sensor a realizar autodiagnósticos.

Beneficios Clave:

  • Doble longitud de onda: LED blanco y LED IR de dispersión de 90 ° para lograr una lectura más confiable y precisa en un sistema de flujo complejo.
  • Un diseño compacto y liviano
  • Salida aislada de 4-20 mA. No es necesario un transmisor adicional para una fácil conexión a controladores externos.
  • Salida RS-485 aislada integrada para una fácil solución de problemas y calibración.

Aplicaciones Típicas:

  • Control del proceso de tratamiento de aguas industriales, que incluye agua cruda, agua de refrigeración y aguas residuales.
  • Monitoreo de aguas superficiales.
  • Otros procesos químicos con rango medio de turbidez.